top of page
Blog: Subscribe

Startups latinas adquieren más deuda y menos acuerdos de capital.

La deuda representó un tercio de todo el capital de riesgo levantado en la primera mitad del año, la mayor proporción en los registros, según datos de Lavca.

Foto: Linkedin.


Las startups de Latino América están tomando cada vez más deuda con elevados intereses, al tiempo que los capitalistas de riesgo reducen las inversiones de capital en la región.


La deuda representó un tercio de todo el capital de riesgo levantado en la primera mitad del año, la mayor proporción en los registros, según datos de Lavca, una asociación sin fines de lucro para la inversión de capital privada en América Latina.



Las startups están "extendiendo la alfombra roja" para los prestamistas, dijo Gabriel Carbonelli, un gestor de dinero para deuda de riesgo en Riza Asset Management en Sao Paulo, que prestó unos US$14 millones el año pasado.


"En los años anteriores, teníamos que salir activamente y explicar todos los detalles a las empresas. Ahora, vienen a nosotros".

El aumento de los préstamos refleja lo desesperados que se han vuelto los fundadores por conseguir efectivo y lo reticentes que son a aceptar acuerdos de capital que reducirían drásticamente las valoraciones que recibían sus empresas cuando el dinero fluía libremente y las tasas de interés eran bajas. Se trata de un cambio drástico para un sector que acababa de empezar a florecer, generando docenas de empresas de miles de millones de dólares -conocidas en el mundo de las startups como unicornios- captando la atención de inversores globales, como SoftBank Group Corp, que creó fondos específicos para la región.


El capital de riesgo ha disminuido en todo el mundo, a medida que los responsables de formular políticas subian las tasas de interés; pero el impacto ha sido agudo en la relativamente joven escena de las startups lationamericanas.





Mientras que la deuda de riesgo se ha utilizado ampliamente en otros mercados, en América Latina no se había visto hasta que los inversores de capital empezaron a rehuir los cheques grandes. En los 12 meses que terminaron el 30 de junio, las startups pidieron prestados unos US$1000 millones, con tasas de interés que a menudo superaban el 10%. Las inversiones de capital en la región cayeron a alrededor de US$3000 millones en ese mismo período, después de una caída constante desde el peack alcanzado a finales de 2021, según los datos de Lavca.


“Las startups necesitan efectivo”, dijo Freddie Goudie, socio con sede en Miami y abogado de negocios de Foley Lardner, que ha trabajado en acuerdos de deuda. “Las fuentes de financiación se están agotando”. La alternativa, dijo, es no conseguir el capital y cerrar sus puertas en 12 meses.

Debido a la falta de opciones, las empresas se ven obligadas a aceptar términos y condiciones tales como garantías de rendimiento mínimo, make-wholes y equity kickers - además de los altos pagos de intereses, dijo Goudie.


“Hablamos de empresas que tienen buenas ideas, pero no modelos de negocio probados”, afirma Felipe Barreto, abogado especializado en capital riesgo del bufete Candido Martins, con sede en São Paulo. “Así que los inversores piden garantías bastante elevadas. Puedes llevar a la quiebra a tu propia empresa si tus cuentas no cuadran”.


Un entorno así acentúa la diferencia entre las startups que luchan por afianzarse y las que han establecido un modelo de negocio próspero, según Marcos Kantt, director financiero de Habi, una plataforma inmobiliaria residencial online colombiana que obtuvo el estatus de unicornio en 2022.


Habi recaudó alrededor de US$300 millones en líneas de deuda en los últimos 12 meses a tasas muy bajas, lo que le permitió crecer sin diluir aún más a los accionistas, dijo Kantt.


“No todo el mundo va a endeudarse porque sea su última oportunidad de sobrevivir”, añadió. “Muchos acudimos a la deuda porque es lo mejor para el negocio y para nuestros accionistas”.

El CEO de HCS Capital, con sede en Miami, Alex Horvitz, dijo que su fondo tecnológico ha cerrado operaciones de deuda de riesgo por valor de US$10 millones en los últimos nueve meses y ninguna nueva inversión de capital en Latinoamérica.

En los nueve meses anteriores, el fondo había invertido unos US$20 millones en capital y ninguna deuda de riesgo.


HCS, que invierte en empresas emergentes de los sectores sanitario, financiero y de seguros en todo el mundo, cobra entre un 12% y un 16% de intereses, aproximadamente en línea con los tipos de referencia de la región.


“Era muy raro encontrar oportunidades de endeudamiento”, afirma Horvitz. “Empezamos a hacer deuda de riesgo hace sólo dos años y ahora entre el 25% y el 30% de nuestro capital es deuda de riesgo.”



Fuente: Bloomberg on line. Zijia Song y Giovanna Bellotti Azevedo





11 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


Transforma tu Bienestar Financiero.
 Libérate de deudas, cargas y estrés. 

Nuestra misión es  ayudarte a recuperar tu equilibrio financiero para que puedas prosperar. Y para que puedas dedicar más tiempo a lo que más te gusta hacer.

Vive tu

Bienestar

bottom of page